5. Problemas detectados en la difusión del software libre en las empresas (28-feb-2007)

Descargue los vídeos, ponencias y Guía de Buenas prácticas de migración al software libre tras la II Jornada Sourcepyme (13-dic-2007)

Sourcepyme es un proyecto coordinado por AIMME en cooperación con AIMPLAS, ITI y UPV, promovido por el IMPIVA, que tiene como finalidad fomentar y facilitar el uso de software libre en las pymes con el objetivo de ganar capacidad tecnológica y reducir costes. Este proyecto coordina, a nivel de la Comunidad Valenciana el desarrollo y la adaptación de aplicaciones basadas en software libre para el uso en empresas.

Según Richard Stallman, en su pasada visita a la Conferencia internacional de software libre 3.0, en Extremadura han llevado a cabo la introducción del software libre en los ámbitos educativos (Linex) y empresariales (LinexPyme), simplemente porque han sido los primeros en pasar de las palabras a la acción. Es decir, todo el mundo habla del software libre pero pocos ámbitos los están incorporando en realidad en la vida cotidiana. En el caso de la Comunidad Valenciana, también se empezó a extender hace unos años en el ámbito educativo (Lliurex) y en el empresarial se está llevando a cabo desde finales de 2005 a través del Proyecto SourcePyme.

Durante los primeros meses de la puesta en marcha del proyecto SourcePyme, han ido aflorando los diversos problemas que suponen un freno a la innovación (hacer viable la tecnología comercialmente, es decir que exista oferta y demanda) y a la difusión (hacer viable la tecnología económicamente, es decir que se gane dinero con ello):

DEMANDA
Los problemas identificados en el caso de la demanda (empresas usuarias de software libre) son relativos a:
1) Piratería : Según la consultora IDC, en España el índice de piratería se sitúa en el 46%, lo que representa para el sector TIC unas pérdidas de 600 millones de Euros. La industria del software en España está formada por cerca de 12.000 empresas que dan trabajo a aproximadamente 80.000 personas, además de propiciar otros 300.000 empleos indirectos.

- RECOMENDACIÓN: Eliminar por completo el software pirata, y utilizar el 60% de software libre y el 40% de software propietario con licencia (sólo para el caso de no existir una solución de software libre con unos niveles de calidad similar). De esta forma se pueden beneficiar de los mejor de ambas tecnologías y a la vez ante una posible caída de los sistemas debido a la propagación de un nuevo virus, tendríamos la mitad de los sistemas sin verse afectados.

2) Miedo al cambio : Por lo general, entre las empresas hay bastante confusión en relación al software libre (open source). Se confunde con el software gratuito (freeware) o directamente se asocia a Linux, siendo ésta una de las posibles plataformas sobre las que ejecutar software libre, junto con Windows.

- RECOMENDACIÓN: Migrar a software libre decenas de aplicaciones ejecutándolas sobre Windows para el caso de tener miedo a cambiar a linux. De esta forma el impacto del cambio es menor, tanto en formación del personal como soporte técnico posterior.

3) Desconfianza : Algunas empresas descartan la implantación de software libre en su organización, dado que o no hay software libre con similares niveles de calidad en algunas áreas o hay pocas implantaciones (software CAD/CAM, gestión ERP, etc.), o bien los ahorros en licencias del resto de software se destinarían a formación y soporte, o bien desconfían de que haya empresas detrás que garanticen el mantenimiento y soporte de dicho software, o que el formato de los ficheros sea compatible con los generados con software propietario.

- RECOMENDACIÓN: Empezar por los sistemas servidores, luego migrar las aplicaciones de ofimática y por último los programas de producción o ERPs. La ventaja de empezar ya, es que conforme pase el tiempo, cada vez habrá mayor número de aplicaciones, serán de mayor calidad, y a la vez existirán mayor número de empresas dispuestas a garantizar el mantenimiento y soporte. De esta forma, se tendrá camino recorrido cuando se migren las aplicaciones de mayor coste. En cuanto al formato, se recomienda usar formatos basados en estándares abiertos.

OFERTA
Los problemas identificados en el caso de la oferta (empresas proveedoras de aplicaciones y servicios de software libre) son relativos a:

1) Miedo al cambio : Por lo general, las empresas de informática están acostumbradas a desarrollar software a medida, sin suministrar los fuentes a sus clientes, debido al incremento de coste que supondría el no poder rentabilizar sus desarrollos con otros clientes. Con la aparición del software libre, algunas empresas creen que la única solución es liberar parte del código que hasta la fecha ha sido cerrado.

- RECOMENDACIÓN: Dedicar recursos humanos a estudiar y analizar la extensa oferta de aplicaciones de software libre (http://www.sourceforge.net/ ), de forma que en unos meses se pueda ofertar las dos soluciones a sus clientes, la propietaria (con coste de licencia) y la libre (sin coste de licencia), cada una con sus peculiaridades. De esta forma será el mercado el que decidirá cual adopta según precio y prestaciones. En una segunda fase cabe también plantearse el aportar horas de desarrollo a la comunidad con la que se está colaborando, así como a proponer nuevos proyectos si se cuenta con amplio respaldo técnico (colaborando con una red de empresas similares) y económico (generalmente con una aportación de capital riesgo).

2) Falta de espíritu colaborativo : Por lo general las empresas de informática están acostumbradas a desarrollar software de forma individual.

- RECOMENDACIÓN: Apostar por el modelo colaborativo para desarrollo de software, con el fin de reaprovechar el trabajo de otros y a su vez colaborar con ellos, y trasladar al cliente final los ahorros en licencias.

En resumen, nos encontramos ante la revolución del conocimiento abierto (Open Knowledge) que está cambiando los paradigmas de crecimiento de la mayoría de sectores empresariales, entre ellos el sector informático. Las empresas que sepan adaptarse y vean en ello una oportunidad, mediante la cooperación competitiva (coopetition) pueden llegar a alcanzar metas más lejanas que de forma individual. Tal y como decía John Perry Barlow, en la pasada edición del PowerfulIdeasSummit en la Universidad Politécnica de Valencia, “en una jerarquía el poder lo tiene quien guarda secretos; en una red el poder lo obtiene quien disemina información”.

Para más información:
Santiago Bonet
Unidad de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC) - AIMME
tic@aimme.es
http://www.aimme.es
Tel: 96 136 63 76

Añadir nuevo comentario